4 respuestas

  1. Leonardo… desde Colombia
    28 febrero, 2007

    Hola Shora!!!

    Como dirian en España, “A por ellos!!!”… ya en serio, es indiscutible la manera tan poco profesional y si sensacionalista que tienen de hacer propaganda sobre productos “milagrosos” que tienen estas empresas… aqui en mi ciudad (Bucaramanga, Colombia) están de moda los tratamientos con factores de transferencia, “gracias” a la distribucion de una revista de publicidad local… adivina, la mitad de la revista es pagada por 3-4 locales de productos naturistas (que a decir verdad no venden mucho estos productos sino que se enfocan en distribuir estas “panaceas” médicas a gran costo)… Y aun teniendo internet, la gente no busca informacion veraz…

    La primera vez que oi hablar de los factores de transferencia, no fue en internet o un periodico, sino en un libro de Robin Cook, llamado Fiebre, donde el padre de la protagonista, aisla el factor de transferencia de un cultivo celular creado a partir de celulas de la niña (la prota), quien tenia una leucemia mieloblástica… no recuerdo mas y puede que me haya equivocado en lo que dije, pero si estoy seguro de que la informacion que se da en ese libro, es mas creible que la de estos nuevos productos!!!

    Gracias por compartir el conocimiento que adquieres en diversos lugares con nosotros… continua con este magnifico blog, Shora!

  2. Pau
    28 febrero, 2007

    Como sigas así voy a fundar un club de fans :-)

    Te estoy agradecido por informar de este tipo de cosas, es vital que se difundan. Ánimo y a por ellos.

    Y no te disculpes por subir el tono, sigue siendo demasiado correcto para ellos :-P ¡Queremos sangre!

  3. Etiam
    28 febrero, 2007

    Totalmente de acuerdo contigo. Manipular los conocimientos científicos, como por ejemplo l a inmunología, para vender un producto, es fraude puro y duro. E intentar ocultar que sus afirmaciones no han sido comprobadas ni han pasado “controles de calidad2 otro fraude. Chapeau

  4. Lupus
    28 febrero, 2007

    Yo le hubiera subido un par de puntos más la letra. Aunque no estoy deacuerdo, empresa es, con todas las de la ley. Si se dedicasen a hacer matasuegras para bajar el colesterol no dejaría de ser una empresa (lo que hacen es parecido). Bien pensado, podrían justificarlo con que las secciones de producción y márqueting se dejaron los apuntes y no se hablan porque la otra no los ha devuelto, o que quedaron en llamarse un día de éstos, pero ya se sabe cómo es el amor.
    Lo dicho, al turrón, que sufran por sus fechorías. Y paz en el mundo.

Volver arriba
móvil escritorio