Como usuario de la Sanidad Pública, ¿cómo puedo contribuir para mejorar su situación?

Colaboración con eldiario.es.

Sanitarios coronavirus

Los efectos directos de la pandemia de la COVID-19 en España son los más fáciles de cuantificar: más de 5 millones de casos confirmados, centenares de miles de personas hospitalizadas y más de 87.000 muertes provocadas hasta ahora por el SARS-CoV-2. Los efectos indirectos, las consecuencias de todo ello son, sin embargo, mucho más complicados de calcular y serán necesarios varios años para que podamos apreciar toda su magnitud. Hablamos de secuelas a largo plazo como la COVID-19 persistente, trastornos mentales, retrasos en los diagnósticos de multitud de enfermedades diferentes, listas de espera que se han alargado notablemente tanto en la Atención Primaria como en la Hospitalaria…

La saturación de los servicios sanitarios públicos por la atención a las personas con COVID-19 (confirmado o bajo sospecha) ha puesto a la Sanidad en una situación aún más crítica de la que ya se encontraba. Los profesionales sanitarios de multitud de lugares de nuestro país ya sufrían antes de la pandemia una carga excesiva de trabajo, con plantillas al límite, especialmente en los centros de salud.

Los médicos de familia ya estaban acostumbrados a una medicina a contrarreloj, donde cada minuto contaba para poder llegar a todos los pacientes de cada día. Hoy, el sistema exige a muchos sanitarios unas marcas de velocidad para el ejercicio de su profesión que van más allá del nivel de Usain Bolt corriendo los 100 metros lisos: 50 pacientes citados en un día, 60, hasta 77

Seguir leyendo en: Como usuario de la Sanidad Pública, ¿cómo puedo contribuir para mejorar su situación?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *